El adaptador inalámbrico oficial para HTC Vive

Ya en el CES 2018 fue presentado el adaptador oficial de las HTC Vive que será compatible tanto con las HTC Vive como con su versión pro.

Ya existe una fecha para su posible salida aunque no está confirmada, será en el tercer trimestre del año. Tratemos ahora los puntos principales después de leer una gran cantidad de información que permite hacerse una idea bastante cercana.

Batería, transmisor y los cables.

Los cables pasan a ser cortos ya que irán conectados al transmisor, podemos olvidarnos de los largos y tediosos cables. Solo un corto cable irá desde las gafas hasta la cintura donde deberemos tener la batería. No se ha especificado si se incluirá la misma (probablemente no), si se permitirá usar cualquier tipo de batería (lo más probable). En principio en el CES la batería parecía genérica e intercambiable aunque informaron que lo visto en cuanto a la batería no era una versión final. Tampoco se especificó la duración de la batería que tienen marcada como objetivo, esto obviamente dependerá de la capacidad de la misma.

El adaptador se sitúa justo tras la parte superior de la cabeza y ya se ha confirmado que tras un tiempo de juego parece notarse calor que emite el transmisor.

Calidad de imagen

El gran problema que puede tener un sistema de wireless que tiene que enviar una gran cantidad de datos y la imagen es la primera afectada ya que es la que ocupa mayor volumen. La solución es comprimir y descomprimir a tiempo real en emisor/receptor tratando de evitar que se produzca retraso. En este aspecto parece que el funcionamiento es prácticamente impecable.

Sí es cierto que aquellos que han probado el sistema indican que al mover rápidamente la cabeza notaban cierto retardo aunque muy difícilmente perceptible y posiblemente sugestionados por la búsqueda de ese retardo. También es cierto que aún queda tiempo para que salgan al mercado.

Robustez

Es posible que la latencia que parece aparecer, aunque casi imperceptible se haya introducido para asegurar la robustez de la conexión. Es difícil de conocer más detalles ya que HTC no los ofrece, lo cual es normal al no tratarse de una versión final.

Sin cables, libertad

Esa es la sensación que queda, libertad. Es realmente increíble el sentir que estás en un lugar y que puede desplazarse sin pensar en un cable al que vas enganchado. El poder girar 360º, el no tocar con el pie el cable y no tener que andar con cuidado de no tropezarse es sin duda una experiencia que completa la experiencia.

Esta experiencia sin cables es una guinda perfecta para las HTV Vive Pro y aquellos que tienen suficiente espacio en para moverse superior a 15 metros cuadrado ya que las nuevas Gafas permitirán en el futuro ampliar hasta 100 metros cuadrados. A pesar de las posibilidades, debemos recordar que no se esperan desarrollos para grupos tan pequeños de gente que dispongan de tanto espacio y sí podemos esperar que los juegos se adapten para mayores espacios pero centrados en la mayoría de usuarios con espacio limitado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *